jueves, 20 de junio de 2013

TARTA SERLVA NEGRA y BIZCOCHO DE CHOCOLATE AL VINO TINTO


Llevaba mucho tiempo queriendo hacer esta tarta. Si soy sincero no quedó como esperaba por una sencilla razón, las cerezas que compré no eran las buenas buenas, amarenas, con ese sabor a piruleta. Eran unas cerezas en almíbar que compré en Lidl, que dan “el pego”, la tarta estaba buena, pero tendré que repetirla cuando lleguen a Lidl los productos italianos. Bueno, y después de esta propaganda paso a hablaros del bizcocho.

El bizcocho es una receta de Ángeles, una amiga gallega. Es un bizcocho de chocolate al vino tinto que por sí solo está de muerte, de hecho iba a hacer el bizcocho, y le iba a poner un poquito de azúcar glass por encima, pero al final me lancé e hice esta tarta que tenía en mi lista de “recetas pendientes de hacer”. Por cierto, el que no lo haya hecho que no se asuste, el vino solo le da un pequeño matiz, a penas se aprecia.
Espero que os guste y me digáis vuestros trucos.

INGREDIENTES:
Para el Bizcocho de Chocolate al Vino Tinto: 4 Huevos, 8 Cucharadas de Azúcar, 200g de Mantequilla, 200g de Cola-Cao, 200g de Harina, 110g de Vino Tinto, 1 Sobre de Levadura Química, Una Pizca de Sal.
Para el almíbar: 50% Azúcar, 50% Agua (+ Almíbar de las cerezas), Chorrito de Kirsch (licor de cerezas), Una rama de canela.
Nata Montada, Cerezas en almíbar, Virutas de Chocolate.

PREPARACIÓN:

Comenzaremos elaborando el bizcocho que merecería una entrada aparte. Aunque es muy sencillo de preparar. Simplemente montamos los huevos con el azúcar (blanquear), con una batidora de varillas, hasta que espume bien y tome un color más claro. Seguidamente añadimos el resto de los ingredientes y revolvemos suavemente.

Vertemos el contenido en el recipiente, que habremos encamisado con mantequilla y harina. Yo opté por repartir la mezcla entre dos moldes pequeños para conseguir una tarta más alta. Con el horno precalentado, horneamos durante 40 minutos a 180ºC.

Para el almíbar, ponemos un cazo con el azúcar y la misma cantidad de líquido, el chorrito de Kirsch, y dejamos que hierva, apartamos a los 5 minutos y reservamos.

El montaje de la tarta no es especialmente complicado. Una vez que los bizcochos estén bien fríos, cortamos los discos, y vamos disponiendo una capa de bizcocho, la emborrachamos bien, cubrimos con nata (Para 1 Litro de Nata – 200g de Azúcar), repartimos unas cerezas por la superficie, y cubrimos con otra capa de bizcocho. Presionamos bien, y seguimos el mismo proceso, sin importar que la nata se salga por las orillas. Finalmente repasamos toda la tarta con nata, retiramos el exceso y esparcimos la nata por los laterales de la tarta y la superficie. Y dejamos reposar en la nevera.

Una vez fría y manejable, terminamos de decorar la tarta con unos rosetones de nata, algunas cerezas más, y virutas de chocolate alrededor. Las virutas de chocolate las he realizado con un pelador y una tableta de chocolate, atemperándola ligeramente en el microondas.


¡Se me hace la boca agua!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

¡Opina, comparte tus ideas y haz tu comentario, siempre son de agradecer!. Sino tienes una cuenta de Google, simplemente selecciona "Anónimo" pero indica quien eres en el mensaje ;). Saludos del POLLO.