domingo, 27 de diciembre de 2020

POLLO RELLENO PASO A PASO

Estoy muy contento con el resultado del pollo que preparé para estas Navidades, por eso quiero compartirlo. Lleva un poquito de tiempo, sobretodo deshuesar el pollo, pero el resultado ha merecido, con creces, la pena. Y lo mejor es lonchear el pollo sin encontrar un solo hueso.
Pronto os dejaré alguna otra idea para estas ocasiones especiales.

INGREDIENTES: 1 Pollo. Relleno: 450/500g de Carne Picada, Bacon, Un puñado de Aceitunas sin Hueso, 1 Puñado de Pistachos Pelados, Una latita de Pimiento Morrón, 1 Longaniza, 1 Huevo, Sal, Pimienta, Tomillo y Salsa de Soja. Para la Salsa: Caldo de Pollo, Brandy y Vino Blanco. Guarnición: Manzanas y Patatas.

PREPARACIÓN:
En primer lugar tenemos que deshuesar el pollo. Nos armamos de un poco de paciencia y afilamos bien los cuchillos. Primero quitamos la carcasa, pegando bien el cuchillo al hueso y separando las pechugas, cuando lleguemos a los muslos o las alitas simplemente dislocamos las articulaciones y cortamos los tendones. Las alitas las dejé enteras. En los muslos hacemos un corte a lo largo del hueso y los vamos retirando pegándonos al hueso. Una vez retirado todo el esqueleto (que guardaremos para caldo) cortamos las pechugas y los muslos por la mitad para abrirlos y completar los espacios con menos cantidad de carne y que al enrollar y cortar se vea mejor.
Salpimentamos el pollo sin huesos y bien extendido y reservamos.

Para el relleno mezclamos todos los ingredientes. Los que os indico son mi selección pero, por supuesto, las opciones son infinitas. Las aceitunas las puse enteras, el pimiento picadito, los pistachos algunos enteros y otros picados, aproveché que tenía una longaniza por la nevera y pienso que fue el toque perfecto para le relleno. Añadimos un huevo para que no se desmorone al cortar. Ponemos a punto de sal, pimienta, especias y salsa de soja, podemos probar a cocinar una pequeña porción en una sartén para probar de sal.

Disponemos unas lonchas de bacon sobre el pollo extendido, a continuación colocamos todo el relleno en el centro. Como idea de última hora coloqué un par de lonchas de queso que tenía por la nevera en el centro del relleno (le vino muy bien).


Con un poco de maña vamos cerrando el pollo, ayudándonos de unos palillos o con una aguja de cocina. Cuando lo tengamos cerrado lo bridamos para que mantenga su forma y ayudar a que no se abra.



Yo lo cociné por la mañana para que después me fuera más fácil de cortar. Ponemos el horno a 180ºC, salpimentamos el pollo por fuera, lo embadurnamos con aceite, lo colocamos en la bandeja y vertemos un chorrito de caldo de pollo. Cada 15minutos vamos mojando con pequeños chorros de caldo de pollo, y si vemos que se agarra la salsa en la bandeja, desglasamos con un chorrito de brandy o vino blanco.
Como guarnición en esta ocasión puse unas rodajas de patata y manzana que cociné a la vez que el pollo. (las tuve que retirar unos minutos antes que el pollo, porque se hicieron antes). El pollo lo tuve 1 hora y 45minutos, hasta que quedó bien dorado por los dos lados.




Cuando el pollo esta listo lo reservamos. Ponemos la bandeja sobre el fuego de la cocina y desglasamos con un chorrito de vino blanco y brandy. Colamos la salsa resultante de la bandeja en un cazo y lo dejamos reducir, espesamos con un poco de maizena diluida en agua.
El corte es muy bonito y podemos servir en rodajas acompañado de la salsa y con la guarnición a parte.
Delicatessen.


lunes, 1 de junio de 2020

FLAN DE QUESO



Parece que ya vamos dejando atrás la cuarentena, espero que podamos salir de esta con el menor daño posible, porque la que se avecina es de traca. Pero estoy convencido de que no será tan grave como se anuncia porque todos queremos remar para el mismo sitio. Si no es así, por lo menos que nos pille con el estómago lleno con un flan como el que os traigo hoy.
Quiero seguir compartiendo mis recetas, la asiduidad no va a ser tanta como cuando estábamos encerrados, pero de vez en cuando hago alguna cosita nueva que me gusta compartir, así que estad pendientes que todavía quedan muchas recetas nuevas por hacer.
La de hoy es un rico flan. Los flanes son muy satisfactorios porque son facilísimos de hacer y siempre quedan ricos, te pueden solucionar más de un compromiso.

INGREDIENTES1L de Leche, 200ml de Leche Condensada, 6 Huevos, 5 c/s de Azúcar, 200g de Queso Crema, Chorrito de Anís, Pizca de Canela, Peladura de un Limón.
Azúcar para el Caramelo  

PREPARACIÓN: 
En primer lugar debemos infusionar la leche, para mí esta es la clave de un buen flan que se diferencia de todos los demás. Ponemos la lecha al fuego con la peladura de limón sin la parte blanca, el azúcar, la canela, la lecha condensada y el chorrito de anís (es opcional pero a mí me encanta). Una vez hierva lo tapamos y dejamos reposar unos 30 minutos.

Mientras tanto podemos preparar el caramelo. Ponemos unos 200-250g de Azúcar al fuego con unas gotas de agua, y dejamos que se haga el caramelo sin mover. Cuando haya adquirido un color rubio, no muy quemado, verter en el molde con mucha precaución.

Pasados los 30 minutos, colamos la leche, añadimos los huevos y el queso y batimos con la túrmix. Podemos volver a colar para que quede más fino.
Verter la mezcla en molde y meter en el horno al baño maría durante 60 minutos a 180ºC.
Dejar enfriar en el horno apagado.

¿Qué nuevo ingrediente le añadiré la próxima vez?


viernes, 15 de mayo de 2020

TARTA DE QUESO ESPONJOSA - TARTA DE QUESO JAPONESA


Vuelve el pollo con otra tarta de moda, de estas virales que se ven mucho en las redes sociales. La verdad que llevaba mucho tiempo con ganas de hacerla. El origen japones será real, no me cabe duda, pero en muchas charcuterías de España venden una tarta de queso muy ligera, que la venden al corte, y a mi se me parece mucho, pero nosotros somos mucho de dejar que nos roben los méritos. El título debería ser "Tarta de Queso Ligera de las Charcuterías Españolas". 
En cualquier caso, probadla porque es deliciosa y muy ligera. 
Hay que tener mucho cuidado con los tiempos y la temperatura. Supongo que será cuestión de práctica, pero la idea es que la temperatura del horno vaya disminuyendo poco a poco para que la tarta no se arrugue o abra. Primero 170º - 140º - 120º - Horno Cerrado - Horno Abierto.
Vamos allá.

INGREDIENTES: 6 Huevos, 60g de Harina, 20g de Maicena, 55g de Mantequilla, 250g de Queso Crema, 120g de Azúcar, 80ml de Leche, Zumo de 1/2 Limón, Ralladura de 1 Limón.

PREPARACIÓN:
Me he dado cuenta que los postres japoneses son muy precisos con la temperatura. Tanto en la elaboración como en el horneado.
En primer lugar elaboramos la crema base. Para ello ponemos el queso al baño maría para q se vaya fundiendo poco a poco, junto con la mantequilla y la mitad del azúcar. Añadimos la leche y seguimos batiendo. Quitamos del fuego.
Separamos yemas y claras y añadimos las yemas a la mezcla anterior. Finalmente incorporamos las harinas previamente tamizadas y batimos bien con ayuda de una varilla. Debe quedarnos una crema base perfectamente homogénea.
Por otro lado montamos las claras. Primero dejamos que espumeen con una pizca de sal, y entonces añadimos el resto del azúcar y dejamos que siga montando. Seguidamente añadimos el zumo de limón y dejamos que termine de montarse hasta obtener una merengue que forme picos pero que no quede muy apelmazado.
Añadimos la mitad del merengue a la crema y mezclamos con movimientos envolventes.
Añadimos el resto del merengue y mezclamos suavemente. 
Vertemos la mezcla en un molde encamisado con mantequilla y harina con un disco de papel de horno en el fondo.
IMPORTANTE: Hornear al baño maría con el agua del baño caliente. El horno precalentado a 180ºC.
Horneamos durante 18 minutos a 170ºC, bajamos a 140ºC 20 minutos más. Completamos 120ºC 40 minutos. Pasado este tiempo apagamos el horno y dejamos 30 minutos dentro. Retiramos el agua y dejamos abierto un poco la puerta del horno hasta que se enfríe por completo.

Como si fuera algodón. 



sábado, 9 de mayo de 2020

TARTA TRES LECHES




Recetón. El de hoy es uno de esos descubrimientos para repetir y hacerme profesional de los bizcochos, jajaja. No tengo un bizcocho básico con el que me sienta seguro y utilice como base para todo. Cada vez que hago una tarta pruebo una receta nueva, pero el bizcocho con el que se hace la elaboración de hoy me ha gustado mucho como receta básica, es como un bizcocho genovés, que creo que podría ser genial para empapar de almíbar y rellenar de nata, crema, fruta...
Pero el postre que hoy nos ocupa es una tarta típica de Colombia, que se conoce como 3 Leches porque utiliza Leche Condensada, Leche Evaporada y Nata. Se trata de un bizcocho super empapado, como un bizcocho borracho pero sin licor. Jugoso, fresco, con su punto justo de azúcar... delicioso.
Es normal en esta tarta que el plato siempre esté mojado por un poquito de la leche que va escurriendo. 
Como siempre mi mejor consejo: Probad a hacerla.

INGREDIENTES: Para el Bizcocho: 180g de Harina, 5 Huevos, 120g de Leche, 120g de Azúcar, Ralladura de un Limón, Medio Sobre de Levadura, Un chorrito de Vainilla, Una Pizca de Sal.
Para el Baño: 250ml de Leche Condensada, 250ml de Leche Evaporada, 250ml de Nata, 250ml de Leche Entera, Un chorrito de Vainilla.
Para Decorar: 400ml de Nata, 4c/s de Azúcar.

PREPARACIÓN: 
En primer lugar prepararemos el bizcocho, un bizcocho básico que podemos utilizar para otras muchas tartas. Separamos las claras de las yemas y con ayuda de una batidora de varillas montamos claras y yemas con la mitad del azúcar en cada recipiente y la pizca de sal. Sobre las yemas blanqueadas vertemos la leche, la ralladura de limón y la vainilla y mezclamos suavemente. A continuación, sobre esta mezcla incorporamos la harina y la levadura tamizadas y mezclamos con movimientos envolventes. Por último integramos las claras montadas, primero la mitad para aligerar la mezcla y después la otra mitad con movimientos envolventes intentando que no disminuya el volumen.
En un molde encamisado con mantequilla y harina o papel de horno introducimos la mezcla de bizcocho y horneamos durante 40-50 minutos a 180ºC hasta que al introducir un cuchillo, éste salga limpio. A los 30 minutos suelo proteger la parte superior con papel de aluminio para que no se tueste demasiado.
Para el baño mezclamos todos los ingredientes, me gusta darle un poco de calor para que se integre todo bien pero no es necesario. Si esa salsa está buena nada puede fallar.

Una vez frío. Es conveniente que en el mismo molde del bizcocho pongamos un papel film y volvamos a meter el bizcocho, de esta forma nos será más fácil extraerlo. Pinchamos el bizcocho para que el líquido penetre bien y vertemos todo el caldo sobre el bizcocho. Dejamos toda la noche para que se empape por completo.

Al día siguiente le damos la vuelta con un plato como si fuera una tortilla y decoramos con nata montada y alguna fruta o guindas.

Servir fresquito.


martes, 5 de mayo de 2020

SALMÓN CON CREMA AGRIA/SOUR CREAM Y PATATAS FRITAS

 

Parece que ya está un poco más cerca el final de este encierro, espero que seamos capaces de volver pronto a la más absoluta "normalidad", aunque de momento será un poco difícil. 
Hoy os traigo un pescadito, que no he subido nada desde que retomé el blog. Aunque la verdad, lo más importante de la receta que os quiero compartir es la crema agria, también conocida como sour cream. Para los que todavía no sepan de que estoy hablando, es el sabor que tienen las Pringles verdes.
Esta crema es una delicia, que no sé por qué no preparo más a menudo. Puede ser el perfecto sustituto de una mayonesa, pero con la mitad de calorías. Estoy pensando que si este es nuestro propósito podríamos sustituir la nata por leche evaporada, tendré que probar a hacerlo. El caso es que tenéis que probarla, y veréis que es el toque ideal para vuestros pescados ahora que llega el calorcito.
También es una crema ideal para dippear, con Doritos o crudités de verduras.
Haced la prueba.

INGREDIENTES: Filetes de Salmón, Patatas, Aceite, Sal y Pimienta. Para la Crema Agria / Sour Cream: 200ml de Nata, Zumo de Medio Limón, Perejil, Sal, 1 c/s de Queso Crema (opcional), Ajo en Polvo o Cebolla en polvo (opcional)

PREPARACIÓN: 
Tanto las patatas fritas como el filete de salmón no tienen ninguna ciencia. Cada uno puede prepararlo a su gusto. En mi caso me gusta que el salmón no esté muy hecho para que no quede seco. Y las patatas fritas me gusta hacerlas a fuego más suave al principio y después subirlo para que queden más crujientes.

La crema agria, es muy fácil de hacer y el resultado es mágico. Ponemos la nata en un bol con el zumo de limón y dejamos reposar durante 5 minutos, de esta manera parecerá que se habrá cortado. Añadimos el resto de ingredientes y comenzamos a batir con ayuda de una varilla. Comprobaremos que enseguida se espesa y adquiere una textura homogénea. Cuanto más batamos más espesa quedará, y si la mantenemos en el frigorífico durante al menos una hora todavía espesará un poco más y será ideal para dippear.

* NOTA: Aprovecho para daros una idea de nachos perfectos. Nachos con chile, gratinados con un rico queso fundente y una cucharada generosa de guacamole y crema agria arriba.

Para repetir una y mil veces.



jueves, 30 de abril de 2020

PIZZA ESTILO NEW YORK


Os traigo la receta para este fin de semana. Una pizza, ideal para hacer con los más pequeños de la casa.
Lo que más me gusta de esta receta es la salsa de tomate. A diferencia de mi, como podréis ver en la foto, os recomiendo que utilicéis un buen queso mozzarella, el que yo usé se queda muy fluido y no aporta el resultado esperado. Pero en general la pizza estaba muy buena y la masa me gustó mucho.

INGREDIENTES: 2 Tazas de Agua Templada, 1c/s de Azúcar, 1/2c/s de Sal, 3c/s de Aceite, 2 y 1/2 Tazas de Harina de Fuerza, 1c/s de Levadura de Panadería (no química)
Para la Salsa de Tomate: Una lata grande de Tomates Enteros, Un buen chorro de Aceite, 1c/s de Azúcar, Un buen chorro de Tomate Frito, Orégano, Sal.

Queso Mozzarela, Queso Parmesano en Polvo, los Ingredientes que más nos gusten.

PREPARACIÓN:
Como todas las masas. mezclamos todos los ingredientes y amasamos muy bien, el tiempo que sea necesario, a mano o con máquina, que el gluten se desarrolle y la masa vaya tomando cierta temperatura. Una vez bien amasado la masa se debe poder estirar entre los dedos y que se pueda ver la luz a través de ella sin romperse.
Dejamos reposar, cubierto, hasta que doble su volumen. Como es un proceso largo y difícil de cuantificar, lo que yo suelo hacer es preparar la masa temprano, y cuando haya fermentado meterla en la nevera hasta la hora de usarla.
Iremos cortando los ingredientes con los que queramos completar la pizza: jamón york, champiñones, salchichas... En esta ocasión quise poner lo justo, no llenarla demasiado. La pizza New York normalmente solo lleva el tomate, el queso, y quizá peperoni.
Para la salsa de tomate trituramos todos los ingredientes pero sin licuar demasiado la salsa.Usaremos únicamente los tomates, no el líquido de la conserva, es importante echar una buena cantidad de orégano. Reservamos la salsa en el frigorífico.
Como se trata de una masa muy elástica, podemos estirarla con la mano. Para facilitar el trabajo podemos extender por la mesa un poco de harina de arepas (harina de maíz precocido) o sémola. Debe quedar casi tan fina como un papel. Lo hacemos directamente sobre un papel de horno para que sea más fácil de manipular.
Cubrimos con una buena cantidad de salsa de tomate. A continuación el queso, utilizar mozarella y podéis intensificar el sabor con un poco de parmesano en polvo. Finalmente disponemos los ingredientes que más nos gusten.


El proceso de horneado es muy importante. Si disponemos de una piedra para pizzas debe precalentarse el horno con la piedra a máxima temperatura. Como yo no la tengo, lo que hago es precalentarlo con la bandeja del horno dentro. Una vez bien caliente colocamos rápido la pizza y en 10 minutos la tendremos lista.
Dejar reposar sobre una rejilla.

Let's eat.




lunes, 27 de abril de 2020

PAN JAPONES VARIACIONES: PAN CON QUESO COLOMBIANO Y BRIOCHE CON PEPITAS DE CHOCOLATE Y ALBARICOQUES


Hola de nuevo, como os comenté hace unos días, estoy enganchado al pan japones. Me encanta prepararlo, es muy reconfortante obtener, tras el largo proceso, un resultado tan apetecible, sorprendente y bonito. Es muy mágico, por eso comprendo a la gente que se engancha a hacer pan casero.
En esta ocasión las versiones que he hecho del original son con queso y con pepitas de chocolate y albaricoque.
El de queso es prácticamente igual que un Pan Colombiano, para el que haya tenido ocasión de comprarlo el resultado es el mismo, pero como me dijeron por aquí, de una panadería de las buenas, jeje. Normalmente se rellena de queso latino que venden en todos los locutorios y casas de productos latinos, pero yo quise probar con otro queso que tuviera más a mano y lo hice con queso tierno de Mercadona y el resultado es similar. Me faltó poner más cantidad.
El de chocolate fue el primero en el que pensé cuando hice el pan japones original. El resultado es como un brioche francés. Una maravilla también. Me hubiera gustado ponerle naranja confitada, pero no es fácil conseguirlo ahora. Lo sustituí por unos orejones.
Os voy a explicar las diferencias con respecto al original.

INGREDIENTES: Para el Rous: 25g de Harina de Fuerza, 130g de Agua.
390g Harina de Fuerza, 40g de Azúcar, 8g de Sal, 15g de Levadura Fresca, 170ml de Leche, 35g de Huevo (un huevo muy pequeño), 40g de Mantequilla.
Para el de Queso: Una cuña de Queso Tierno (o Queso Latino) y Queso Rallado para decorar
Para el de Chocolate y Albaricoque: 200g de Chocolate para postres, 100g de Orejones o Albaricoques deshidratados (O Naranja Confitada). Vainilla y Canela

PREPARACIÓN:
Para la elaboración de ambos panes seguimos las indicaciones de la receta PAN DE LECHE JAPONES PASO A PASO.
Para el de queso, en esta ocasión decidí darle forma de barra de pan. De manera que una vez fermentada la masa, la estiramos con un rodillo, cortamos un de los extremos y lo añadimos al extremo contrario donde pondremos el queso para que nos quede más centrado. 

Enrollamos el pan, y cubrimos los extremos estirando un poco la masa.
Dejamos que leve hasta doblar su volumen. 
Entonces con una cuchilla o un cuchillo muy afilado le hacemos el corte que más nos guste. Pintamos con huevo batido, y decoramos con un poco de queso rallado.
Hornear durante 23-24 minutos a 180ºC con el horno precalentado.

Para el de chocolate. En este caso añadí a la masa un chorrito de vainilla y una pizquita de canela.
Cortamos la tableta de chocolate y los orejones en trozos pequeños y los reservamos. Una vez haya fermentado la masa añadimos el chocolate y los orejones y rompemos la fermentación amasando un poco. "Masa tocada masa reposada", para poder darle forma, dejamos reposar la masa 15 minutos.
En este caso para cambiar la forma dividí la masa en 8 partes, y uní 2 de las partes para hacer la bola central. Boleamos las 7 partes, y disponemos en un molde circular, previamente encamisado con aceite. Veréis las fotos de otro pan que hice a la vez.

Dejamos que fermente hasta doblar su volumen.
Pintamos con huevo batido.

Y horneamos durante 25minutos a 180ºC, con el horno previamente precalentado. (Si metéis los dos a la vez deberéis dejarlos unos 35-40 minutos en el horno).

Repetiré, estoy enganchado a este pan.



miércoles, 22 de abril de 2020

LIBRITOS DE POLLO RELLENOS DE JAMÓN Y QUESO


Para hoy, una nueva idea para salir de las comidas o cenas de todas las semanas. Por qué será que me gusta a mi tanto este plato, creo que tengo un poco el síndrome de Homer Simpson, y todo lo que pasa por la freidora como que me sabe mejor. 
En cualquier caso, la mezcla de carne con queso y jamón serrano como va a saber mal. 
Para los empanados a mi me gusta mezclar el pan rallado con harina de arepa (harina de maíz precocido), de esta forma queda más fino el empanado e incluso a veces ni le pongo huevo porque pega mejor.
Espero que os pongáis con esta variación del cachopo asturiano.

INGREDIENTES: Filetes de Pollo, Jamón Serrano en Lonchas, Queso Semi Curado. 
Harina, Huevo y Pan Rallado. Sal y Pimienta. Aceite para freir.

PREPARACIÓN:
Usemos filetes de pollo, cerdo o ternera, en cualquier caso, lo primer que tendremos que hacer es espalmarlos, es decir, golpear con una maza o como en mi caso con un rodillo, para dejarlo más tierno y aplanarlo que es lo que más nos interesa en este caso, para que el librito no sea excesivamente grueso.
Sobre este filete disponemos una o dos lonchas de jamón, y las cuñas de queso que nos entren, teniendo en cuenta que debemos dejar un pequeño borde, de manera que al cubrir con el otro filete ( que deberá ser un poquito más grande) se pegue bien uno con otro.



Una vez preparados todos los libritos, los ponemos a punto de sal y pimienta y los empanamos, pasándolos por harina, huevo y pan rallado en ese orden. Como os comenté, para obtener un rebozado más fino podemos mezclar pan rallado con harina de arepas (harina de maíz precocido)
A continuación los freímos en una sartén con un dedo de aceite, no hace falta más. A fuego medio para que el calor llegue al centro del librito sin quemarse por fuera. Y vamos disponiendo sobre papel absorbente para quitar el exceso de aceite.

Riquísimo para acompañar con una ensaldita fresca.



 

lunes, 20 de abril de 2020

CAFÉ DALGONA - RETO


El café de moda. Es una receta que se está haciendo viral, y que encontraréis en todos los blogs de cocina, pero que yo no quería dejar de hacer para que los que no lo hayáis visto, probéis a hacerlo.
Es muy sencillo, con solo tres ingredientes. Y para mi gusto, la próxima vez, un chorrito de Baileys no le vendría nada mal.
El resultado es un café muy especial y, sobretodo, cremoso.

INGREDIENTES: (para 2-3 cafés) 3c/s de Café Soluble (del que queráis), 3c/s de Azúcar, 3c/s de Agua Caliente.
Cacao en Polvo para decorar.
Leche.

PREPARACIÓN: 
Colocamos todos los ingredientes en un recipiente y batimos hasta obtener una crema, con un color similar al de la foto. Podemos utilizar unas varillas eléctricas o incluso hacerlo a mano. Obtendremos una crema muy intensa que le dará el sabor justo a nuestro café una vez integrado.

Preparamos la leche como más nos guste, caliente o con hielo, y colocamos en la superficie una nube de nuestra crema.

Decoramos con una pizca de cacao en polvo.

Reto conseguido y recomendable.